Deja de transcribir y empieza a vivir con NoteReader

 

SmartScore NoteReader se presenta como la primera aplicación de lectura de música del mundo. Fotografía, captura y escanea gracias a tu propio móvil o tablet la canción, himno o partitura deseada y en apenas unos segundos la reproduce en tu dispositivo. Además, no sólo permite al usuario escuchar el escrito, sino que también ofrece la posibilidad de convertir la música guardada en archivos PDF. NoteReader se encuentra disponible para su descarga en las plataformas GooglePlay o iTunes.

 

Todavía te ofrece más

NoteReader también asciende a la selección de Premier por el precio de 9,99€. Sin embargo, otra de las características que dotan de gran importancia a la aplicación musical es su descarga gratuita de SmartScore Player. De esta manera podrás enviar la música que hayas reconocido en tu dispositivo como archivos SmartScore, MIDI o MusicXML a la nube de DropBox o Drive. Sumado a la posibilidad de abrir tus archivos MusicXML o MIDI de NoteReader en diferentes aplicaciones vinculadas de uso frecuente como son Finale, Sibelius, Garage Band y otros.

 

 

 

 

 

 

 

El músico feliz

Resulta agotadora la vida del músico estudiante o consagrado. Pero, todavía puede ser peor si hablamos de la época de desmayos, vómitos, agobio, frustración o perdidas de pelo, también llamada “semana de exámenes” o de “evaluación” en conservatorios y escuelas. Esa semana donde las entregas por escrito manual de partituras resultan inaceptables y por ello un calvario. O cuando se ha de pasar a limpio o digital todos los papeles de una obra para orquesta sinfónica donde se cuenta con más de treinta papeles distintos – si hay suerte – de más de diez páginas cada uno con el plazo de unas pocas semanas.

La única solución hasta hace poco que existía era manual. Es decir, a través de diferentes aplicaciones como son Sibelius, MusicScore, Finale o Encore! donde habías de ir seleccionando en la pantalla del ordenador nota por nota la deseada. Esta vía suponía y supone un desperdicio de horas insufrible para cualquiera. La app de NoteReader supone el fin de tantas horas frente al ordenador y permite en tan solo un “click” la posibilidad de conseguir lo que equivaldría a seis horas y muchas lágrimas.